http://www.iworld.com.mx/infoworld/articulos/area5/2003/10/14/art2800.pasp

"Sabores" de Linux para la empresa

Por Israel Zúñiga Caro
10/14/2003

Existen diversos grupos de personas que seleccionan y empaquetan un conjunto de aplicaciones para crear una "distribución" de Linux que incluye el Kernel (el centro del sistema operativo), utilerías, aplicaciones y configuraciones del producto final. Dentro de la jerga de usuarios de Linux, "sabor" equivale a distribución: "¿qué sabor de Linux usas? ...Red Hat". Es importante saber que la versión del Kernel y las aplicaciones adicionales son lo importante, no el número de versión que se le da a la distribución. Es decir, Red Hat 9, no necesariamente es más moderno que Knoppix 3.2.

Algunas de los más destacados sabores de Linux, son, entre otros:

Debian: Está enfocado a la estabilidad más que a características novedosas que de todas formas pueden instalarse como versiones no-estables. Es de los preferidos por desarrolladores de aplicaciones aunque es menos fácil de instalar que otras distribuciones.

Slackware: Es una distribución hecha con el objetivo de ser "lo más parecido a UNIX", por eso es muy usado por administradores que ya tienen tiempo utilizando Linux.

Mandrake: Es una distribución amigable que se especializa en ser fácil de usar tanto para servidores como para PC de oficina o en casa.

Red Hat: Enfocado a la facilidad de uso, administración y seguridad del sistema. Además, trata de incluir software muy reciente y nuevas tecnologías. Las estrategias de negocio de Red Hat han permitido trabajar de cerca con IBM, HP, DELL, SGI, Sun, etc., pero estas empresas solo dan soporte en sus productos, no Linux en general. Existe mucha documentación para Red Hat.

Yellow Dog: Los usuarios con equipos de Apple pueden utilizar esta distribución. Se instala en: Power Mac G5/G4, iBook, iMac, Power Book G4 y Xserver.

Trustix Secure Linux: Enfocado al mercado de servidores. Sus paquetes son seleccionados cuidadosamente para proveer servicios lo más seguros y estables posible.

SuSE: Es muy popular en Europa. Tiene fama de poder detectar y soportar correctamente muchos tipos de hardware. Si alguna distribución no parece soportar algún hadrware poco común o muy novedoso, SuSE podría tener todo listo y pre-configurado para que funcione correctamente.

Turbo Linux: La distribución más usada en Asia. Tiene el inconveniente de no actualizarse muy seguido y se puede correr el riesgo de ser muy vulnerable ante ataques.

Lycoris Tablet OS: Aunque no es muy conocido, quise incluirlo dentro de la lista: esta distribución ya puede encontrarse preinsalada en algunos equipos Tablet PC de Toshiba. En el futuro también podrá encontrarse LindowsOS y Midori. Otros fabricantes ya han comenzado sus propias versiones para adaptarlas a estas novedosas computadoras.

Knoppix: ¿Quiere probar Linux sin tener que crear particiones ni guardar nada en el disco duro de su servidor, PC o laptop? Al iniciar el equipo con el CD, el sistema arranca con Linux sin instalar nada. El desempeño se verá más lento porque los paquetes se descomprimen al momento de usarse, en un CD común de 700 MB esta el contenido de unos 2 GB de datos. El CD contiene ambiente gráfico (KDE y GNOME) y paquetes grandes como OpenOffice. Sugiero tener 128 MB de RAM o más porque como no se instala nada en el disco duro, todo el sistema trabaja desde la memoria.

En fin, existen muchos "sabores" más de Linux: algunos ya no tuvieron seguimiento, otros apenas se están creando sin ser liberados todavía. Esas distribuciones quedan para los entusiastas. Hay que tomar en cuenta que una empresa requiere sistemas no solo estables en su kernel, sino también actualizados, que sigan estándares, que el conjunto de aplicaciones adicionales sea estable y que tengan perfecta compatibilidad con software de terceros incluyendo el de compañías comerciales.

La distribución de mi preferencia es Red Hat: las actualizaciones solo tardan HORAS en liberarse después de haberse conocido públicamente una vulnerabilidad; sigue estándares como LSB (Linux Standard Base) que permite a los desarrolladores concentrarse en la aplicación, no en problemas de compatibilidad; Red Hat apoya fuertemente muchos de los proyectos más importantes como GNOME que permite tenerlos bien integrados al sistema; tiene muy buenas herramientas para la administración de servicios; con Red Hat Network es más fácil administrar la actualización de aplicaciones de forma centralizada y organizada; y, existe mucha documentación on-line. Por este tipo de razones, Red Hat se ha estado convirtiendo casi en un estándar y muchos desarrollos están creados para ser compatibles con esta distribución.